Saltar al contenido

Miedo a Salir de la Zona de Confort

como superar el miedo a salir de la zona de confort

Con frecuencia, la mayoría de las personas experimentamos miedo a salir de la zona de confort una vez que identificamos que estamos viviendo en esta.

Esta sensación resulta completamente normal y es parte del proceso de desarrollo. El problema puede recaer en aferrarse a ese miedo y dejar que este se arraigue en nuestra mente.

El miedo a salir de la zona de confort se supera estimulando la fuerza de voluntad a través de la acción constante y determinante. Es decir, al identificar que vivimos en la zona de confort, debemos de ser capaces de fijar objetivos y actuar en consecuencia de manera inmediata, no importa si el objetivo no está del todo pulido, el objetivo principal es estimular la voluntad.

Qué Es el Miedo a Salir de la Zona de Confort

El miedo a salir de la zona de confort es cuando, al haber identificado que vivimos en esta zona, tenemos dificultades para tomar cualquier tipo de acción que implique un cambio que nos impulse a salir de esta.

Sentir miedo a dejar el estado de confort es una experiencia frustrante, que puede generar ansiedad, estrés y pesimismo. Esto se debe a que internamente sabemos que algo no esta funcionando en nuestra vida.

En realidad, queremos salir de esta zona, sin embargo, el miedo, ejerce una poderosa influencia para mantenernos inmóviles.

El Miedo a Salir de la Zona de Confort nos Hace Pensar en Dificultades

Este miedo a salir de la zona de confort, nos paraliza con la ilusión de pensar en que tomar acciones para salir de la zona de confort puede ser más perjudicial que benéfico.

Las personas tienden a pensar en el trabajo que será requerido para vencer los estados nocivos, se imaginan las nuevas responsabilidades y múltiples situaciones que involucren hacer cosas a las cuales no están acostumbradas.

Es muy común que en estos estados nazca la postergación a las metas y objetivos que nos estamos fijando para salir de la zona de confort.

miedo a salir de la zona de confort

¿Cómo Nos Afecta el Miedo a Salir de la Zona de Confort?

Al haber identificado que estas en la zona de confort, es común intentar hacer cambios, tomar decisiones y hacer planes que permitan el abandono de la zona de confort.

Sin embargo, producto del miedo a salir de la zona de confort, comenzamos a postergar la implementación de las nuevas acciones que presumiblemente pueden sacarnos del confort.

Un ejemplo de esto sería el siguiente:

Una persona se ha dado cuenta que vive en la zona de confort personal, se ha dado cuenta que, el levantarse muy tarde le afecta a la consecución de sus metas de vida, ya que es poco productiva, tiene poca energía y se siente cansada constantemente.

De igual forma se ha dado cuenta que el tipo de alimentación que lleva es muy nocivo para su salud. También, ha logrado identificar que utilizar su tiempo jugando videojuegos no le deja nada en lo absoluto.

Después de haber hecho un profundo análisis de su vida, esta persona decide poner manos a la obra para cambiar aspectos fundamentales que se ha dado cuenta le mantienen preso de la zona de confort.

¿Cómo Identificar el Miedo a Salir de la Zona de Confort?

El haber identificado estos factores es un gran logro, sin embargo, cuando se empiezan a querer tomar decisiones, algo sucede dentro de nosotros, empieza a llegar una sensación de que posiblemente aun podemos disfrutar un poco más del confort que tenemos en la vida.

Llega una ligera sensación de confianza, pensamos, “ya identifiqué mis problemas y ya sé qué voy a hacer al respecto, todo estará bien de ahora en adelante”.

Este razonamiento es muy lógico, sin embargo, permitimos que esa lógica nos haga caer en un falso razonamiento. Este falso razonamiento nos hace aferrarnos por más tiempo a la zona de confort.

Es como el sentir que estamos de vacaciones, pensamos que, al tener mucho trabajo por delante, es mejor aprovechar estos últimos días al máximo y descansando, según nosotros.

Lo que no sabemos es que en realidad es el miedo a salir de la zona de confort el que está operando en el subconsciente, y es el que nos hace razonar de esta manera.

Los hábitos y el miedo nos mantienen en la zona de confort

De igual forma, ignoramos que lo único que estamos logrando al seguir este camino, es el de seguir fomentando la repetición de actividades nocivas, dicha repetición crea poderosos malos hábitos.

Con cada repetición el hábito se hace más fuerte, lo cual hace que el vencerlo sea una tarea cada vez más complicada.

Lo que empezó siendo un problema, el miedo, de pronto se multiplica, ya que, este se mantiene, y ahora, se ha sumado el poder de los malos hábitos, estos en última instancia son los que nos mantienen presos de la zona de confort.

vencer el miedo a salir de la zona de confort

El miedo paraliza la voluntad

Cuando los malos hábitos se han arraigado profundamente en nuestro cerebro, salir de la zona de confort se vuelve una tarea sumamente compleja, ya que la fuerza de voluntad ha quedado muy debilitada.

Nos hemos vuelto autómatas; pensamos que estamos decidiendo que hacer con nuestra vida, cuando la realidad es que somos esclavos de los hábitos, son estos y solo estos, los que están tomando las decisiones.

En realidad, este miedo a salir de la zona de confort se alía con los hábitos, utiliza la influencia de estos para adormecer la voluntad que se estaba despertando producto del haber identificado el mal que nos estábamos causando a nuestra vida.

Esto hace que poco a poco vayamos postergando más y más las acciones que habíamos fijado para salir de la zona de confort y cambiar nuestra vida. Los días se convierten en semanas, las semanas en meses y los meses en años.

(Para más informacion acerca del poder de los hábitos, véase articulo: Cómo vencer los malos hábitos y recuperar la concentración)

Los que hayamos vivido en este estado, conocemos la creatividad de la mente para idear pretextos para no hacer las cosas.

Es asombroso cómo somos capaces de crear excusas que suenen tan convincentes para mantenernos en la zona de confort. Es tal la creatividad, que podemos idear una nueva excusa cada que sea necesario.

¿Cómo Superar el Miedo a Salir de la Zona de Confort?

Para vencer el miedo a salir de la zona de confort es preciso visualizar las implicaciones que tendría a nuestra vida el permanecer en esta zona.

Debemos ser capaces de ver el impacto que tendría en nuestra vida el permanecer sumidos en la zona de confort.

Es fundamental, darnos cuenta de que lo explicado en los párrafos anteriores se puede convertir en una realidad a menos que decidamos hacer algo diferente.

Si te logras dar cuenta del riesgo que implica no actuar inmediatamente después de haber identificado tu zona de confort, podrás poner manos a la obra, fijar las acciones necesarias y comenzar a implementarlas, sin importar el éxito que tengas en su ejecución.

Actuar para estimular la voluntad y vencer el miedo

El objetivo es actuar, hacer algo que despierte y estimule la fuerza de voluntad adormecida por los hábitos.

Al lograr actuar desde un inicio, sin titubear, se fortalece la voluntad, e iremos aprendiendo sobre la marcha cuáles son las mejores decisiones y acciones que podemos tomar.

Si no logramos actuar, lo más probable es que comencemos a procrastinar, idear excusas, fortalecer los malos hábitos y hacer que perdure nuestro estado de confort.

Date cuenta del impacto que puede tener el miedo a salir de la zona de confort en tu vida. Pienso que debemos de tener más miedo al momento de mirar al futuro y vernos exactamente cómo estamos hoy.

Este puede ser uno de los mejores estimulantes para lograr vencer el miedo a salir de la zona de confort.

Quizá el pensar de esta forma genere un poco más de estrés y ansiedad, sin embargo, la cura estas es dar el primer paso y actuar para vencer esta nociva zona.

El miedo crea parálisis, y la parálisis se vence con la movilidad; así que si has identificado que sientes miedo a salir de la zona de confort, planea y muévete en función de tus objetivos, este es el mejor consejo.